Qué visitar en Mazatlán

Tu visita a Mazatlán será una experiencia inolvidable para ti y para quien decida acompañarte en esta aventura.

A poco no estás cansado de hacer todos los días exactamente lo mismo: te levantas, te arreglas, medio desayunas, trabajas, regresas a casa, cenas y te duermes, y repites este ciclo una y otra vez durante mucho tiempo. ¿No te gustaría por una ocasión agarrar una mochila con lo básico, reportarte enfermo en la ofi y lanzarte a un paraíso terrenal? Pues bueno, estás a punto de conocer uno de los sitios más hermosos en México y adivina qué, es el destino ideal para que apliques el clásico mochilazo y te arriesgues a experimentar la aventura más loca de tu vida, y por el hospedaje ni te preocupes, que seguro encontrarás bastantes hoteles en Mazatlán en donde podrás alojarte como mereces.

Admítelo, en estos momentos ya estás cotizando tu mochila de viajero por internet y por ello te felicitamos, pero como sabemos que no podemos lanzarte a la guerra sin fusil, aquí te dejamos algunas referencias y recomendaciones de este maravilloso puerto para que sepas a dónde llegar primero

H2: ¿Qué lugares debo conocer?

En la mayoría, si no es que en todas las ciudades y poblados de nuestro país, existe un centro histórico en donde lo tradicional, lo comercial y lo turístico convergen haciendo una mezcolanza muy interesante que revela la esencia de una región, por ende sí o sí el primer sitio que debes visitar en Mazatlán es justamente el centro histórico.

En este punto podrás conocer algunos datos interesantes sobre el origen de esta región, como el año en que se fundó o los sucesos que la convirtieron en lo que es hoy en día, uno de los destinos turísticos más concurridos desde hace algunas décadas a la fecha. Además los edificios y la plazas aledañas a dicho punto de reunión mazatleco te contarán los mitos y leyendas que de la misma forma le dan un toque místico a este enigmático puerto.

Hablando de edificios y plazas importantes, otro lugar al que no puedes dejar de ir es al teatro Ángela Peralta, cuyo nombre fue escogido en honor a una cantante soprano de origen mazatleco del siglo XIX reconocida a nivel internacional y cuya portentosa voz le valió el apodo de “El ruiseñor mexicano”.

Este recinto que comenzó a ser construido en 1869 y que tuvo su primer obra en 1874, tiene un estilo romántico con influencia tanto italiana como francesa que es digno de apreciarse, y por lo mismo de que guarda un sin número de historias, la energía que irradia es impresionante.

Otro espacio que no te puedes perder es el Museo de Conchas de Mazatlán, en donde podrás conocer un poco más sobre esta especie marina y la utilización de sus materiales para hacer cosas simplemente magníficas. Lo mejor de todo es que está abierto de lunes a domingo y sus costos son bastante económicos.

Y además de estos lugares, también tienes que planear en este viaje hacer una parada en los siguientes espacios: el Museo Arqueológico de Mazatlán, el mural más grande del mundo, la maravillosa Plaza Machado, el Museo de Artes, entre muchos otros más.

H2: ¿Qué debo hacer en Mazatlán?

Ya que por fin te has dado a la tarea de reservar tu hotel en Mazatlán, ha llegado el momento de preparar lo que vas a hacer en este destino, porque no todo se resume en playa y bronceador.

Si te gusta la adrenalina pero nada más de lejitos, entonces tienes que ir a la Terraza del Clavadista, en donde podrás observar a estos intrépidos atletas hacer hazañas impresionantes tanto en el día como en la noche; y lo mejor de este lugar es que mientras les aplaudes puedes disfrutar de toda una variedad de alimentos que se encuentran en esta zona, como un delicioso elote con crema, unos salchitacos, un sabrosísimo coco helado y por qué no, hasta sales con un recuerdito de ahí, no puedes dejar pasar esta oportunidad.

Un punto que también debes visitar por obligación es el cerro del Crestón, también conocido como el faro natural más grande del mundo. En la cima de esta formación rocosa podrás hallar una maravillosa obra arquitectónica moderna, el mirador de cristal, y desde ahí podrás tener un panorama completo de todo el puerto. Como desgraciadamente no hay elevador para subir hasta la cima del cerro, te recomendamos llevar ropa bastante cómoda y realizar este ascenso a primeras horas de la mañana o cuando esté bajando el sol, este recorrido lo harás en aproximadamente 30 minutos.

Además de los destinos ya mencionados, también recomendamos ampliamente visitar estos puntos: la Pérgola Ángela Peralta y el Cañón, el Mercado Pino Suarez, el Muelle turístico de la Puntilla, la Isla de piedra, el Monumento al Pescador entre muchos atractivos más.

Ten por seguro que tu visita a Mazatlán será una experiencia inolvidable para ti y para quien decida acompañarte en esta aventura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *