Morena: el poder enloquece

En corto… sin cortes/Por José Ortiz Medina.

Los gobiernos emanados del Morena en Veracruz han dado muestras claras de perder la brújula y llevar al traste a las poblaciones que ahora los padecen. Xalapa y Coatzacoalcos se han convertido en referentes de mal gobierno y eso que apenas llevan 52 días en funciones.

En la capital del estado comienza a ser evidente que la impreparación, irresponsabilidad, soberbia, autoritarismo, opacidad y demás sellos de la ineptitud, van hartando a la sociedad.

Que el alcalde Hipólito Rodríguez presuma que echó a la calle a empleados con años de servicio para traer a expertos foráneos en Excell, que no les pague a los empleados de Limpia Pública mientras que los nuevos funcionarios municipales cobran puntuales sus jugosos pagos, que la CFE les haya suspendido el suministro de energía eléctrica presuntamente por falta de pago, que el ambulantaje crezca, que no haya atención a colonos, que hayan puesto “cercos de seguridad” para impedir el acceso a la Presidencia Municipal, y que ante todo sólo se limite a echarle la culpa a su antecesor, eso sólo puede indicar tres cosas: 1) cinismo, 2) torpeza o 3) locura.

Queda claro que el poder trastorna a quienes no saben qué hacer con él.

Miyuli desaloja y detiene a manifestantes V.I.P.

Una nueva demostración del autoritarismo de Miguel Ángel Yunes Linares fue desplegada la tarde de este martes, a las puertas de la muy exclusiva zona conocida como la “Riviera veracruzana”.

Un grupo de vecinos del fraccionamiento Lomas Residencial llevó a cabo una manifestación y bloquearon la carretera que lleva a Antón Lizardo, luego de que policías estatales y del ayuntamiento de Alvarado, con lujo de prepotencia, levantaron plumas, tomaron casetas y tiraron bardas en el mismo, pues pretenden que sea ése el mismo paso para otro desarrollo inmobiliario contiguo, que levantan empresarios regiomontanos -o al menos, ellos son los que aparecen públicamente-, cuando quienes pagan los servicios son los primeros.

A pesar de que los vecinos pidieron a las autoridades estatales que se presentara a dialogar con ellos el alcalde de Alvarado, el verde Bogar Ruiz, pues es la autoridad competente, la orden fue desalojar a los manifestantes, entre los que se encontraba el periodista Rogerio Pano, ex conductor de noticieros de Televisa Veracruz, y quien fue detenido con violencia por la policía de Miyuli.

Al cabo de un rato, fue el propio mandatario quien “presumió” haber dado la orden. “Ante la negativa de levantar el bloqueo, ordené que éste fuera retirado y que fueran detenidas las personas responsables del mismo. No podemos volver a la etapa del desorden, en Veracruz se aplica la Ley a todas las personas por igual, no importando a qué se dediquen”, boletinó Yunes Linares, en alusión directa al periodista.

Más allá de que Rogerio Pano estaba presente en calidad de ciudadano afectado por una arbitrariedad y no como periodista, lo que llama la atención es el interés del gobierno estatal por intervenir en un asunto de particulares, como lo es el acceso a un fraccionamiento. ¿Será acaso porque uno de los negocios más jugosos de la “familia del Estero” es el inmobiliario, y ahí hay gato encerrado?

Conste que es pregunta.

Sergio Cadena, ¿candidato pluri?

Surgió la versión esta semana, y aunque usted no lo crea, trascendió que a alguien en el PRD se le ocurrió la brillante idea de proponer a un individuo -acusado de presunta violación y probable secuestro- como candidato a diputado por la vía plurinominal al Congreso local.

Este personaje ha sido señalado de presuntas irregularidades por unos 30 millones de pesos en el municipio de Catemaco cuando fue alcalde, presuntos levantones en el sur de la entidad y despojo de tierras en la zona de Coatzacoalcos en fechas recientes, cuando sirvió al gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares desde la dirección de política regional (lo que ya se investiga), entre otras linduras.

¿Será cierto que Sergio Cadena podrá delinquir -una vez más- al amparo del poder durante esta administración?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *